Seleccionar página

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

El partido contra el Granada, pasará a la historia como el partido en el que debutó Quique Setién en el banquillo del Barcelona y del debut de Riqui Puig con el primer equipo en esta presente temporada.

Más allá de estas dos anécdotas, el partido fue vistoso y entretenido, con un juego de mucho pase y mucho toque, pareciera que Quique quería demostrar al publico asistente, que, con él, el equipo volvería a tener la pelota más tiempo y ya no habría tantos pases largos saltándose las líneas.

También dejó claro desde le primer partido, que va a confiar en la cantera y que van a jugar los jugadores que se lo merezcan,  con un cero a cero en el marcador con el partido ya empezando a acabarse, no dudó en hacer entrar a  Riqui Puig.

Como dato a destacar, serían los 1002 pases que realizó el equipo blaugrana con un 92% de efectividad, totalmente un escándalo, con un 83% de posesión, muy por encima al porcentaje que tenían en los partidos anteriores.

Esto se tradujo a que, a diferencia de muchos partidos, el portero del Barça no tuviera que hacer ninguna parada de mérito, ni de ninguna otra, es decir la defensa estaba tranquila, la pelota era propiedad del Barcelona.

Además, el juego ya no fue tan impaciente como en otras ocasiones, ya no se buscaba el gol insistentemente como si de ello dependiera un título, se pensaba la jugada y si se podía ejecutar se ejecutaba y si no se volvía a comenzar, pero nunca los jugadores se lanzaban de cabeza a la portería contraria.

Ahora bien, quizás un gol un poco más temprano hubiera ido mejor, y no hubiéramos tenido el susto de la pelota tirada al palo por Eketi en el minuto 65, cuando aún el partido estaba con un 0-0. Pero no cabe duda,  que el partido contra el Granada no fue lo que pasa habitualmente y que el Barça en otras circunstancias hubiera marcado más de uno, dos o incluso más goles.

Así pues, buen debut de Quique Setién, dejando claro que el Barcelona va a volver a tener posesiones muy elevadas en cada partido, que ya no se van a rifar los balones con pases largos, desde la defensa hasta los delanteros, que ahora la pelota va a tener que pasar siempre o casi siempre por los jugadores creativos del medio campo, que ya no serán un equipo impaciente con el gol y que va a confiar en los jugadores de la cantera, más de lo que lo hizo su predecesor.

Diego Barbosa

Colaborador

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver otras noticias de nuestro blog
Share This