Seleccionar página

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

¿De que, quien hablaremos? Nada menos de aquel niño nacido en Mogi das Cruzes, Estado de São Paulo, Brasil, un 5 de febrero de 1992 y llevara por nombre Neymar da Silva Santos Júnior.

Este niño con el transcurso de los años se fue convirtiendo en uno de los mejores jugadores de su generación a nivel mundial. Son esos pocos dotados técnicamente y de cuna como para deleitar a todos aquellos amantes del buen fútbol, el que marca la diferencia en instantes…y definen un partido…en instantes. Desde el mítico Santos FC, sí aquel que también acunara en su regazo, en sus entrañas al legendario  Edson Arantes do Nascimento (Pelé), también selección nacional de su país – Brasil – para que los grandes de Europa comenzaran a fijar sus ojos, y sus dólares, en este jovencito que deslumbraba a propios y extraños. Premios, conquistas, y esa estela que solo brindan, dejan en el firmamento los auténticamente destacados dentro de este deporte que apasiona.

Como es lógico suponer: existió dura porfía para fichar a este chaval. Pibe…garoto en los dos gigantes de España: por fin el 26 de mayo de 2013 el Barcelona FC daba a conocer la buena nueva: Neymar Jrs, pasaba a ser jugador culé…

Y así comenzaba a dar sus primeros pasos futbolísticos europeos rodeado de una élite insuperable: Messi, Suarez, Busquets, Jordi Alba etc, fue definiendo una etapa maravillosa con la azulgrana, parte de un tridente de goleadores…y de amigos (Lio y Lucho), que se extendía a una excelente relación – dentro y fuera de un estadio- muy pocas veces en la historia de este deporte se dan estas circunstancias: un deleite que se reflejaba en el campo de juego.

Pero…¿pareciera que la felicidad completa? No existe. Mucho mas allá de las razones, idas y venidas, desacuerdos entre el culé y jugador: surge la bomba, Neymar Jrs partía hacia un nuevo destino: el París SG – Francia – en una cifra millonaria. El 3 de agosto de 2017 se confirmaba el tan mentado pase internacional. No viene al caso citar las razones de toda índole que lo alejaron del Barsa, hasta la misma incertidumbre que prevaleciera por días sobre el traspaso. De allí en mas: comenzaron a darse una serie de circunstancias que fueron marcando origen a dimes y diretes: ¿“se sentía cómodo en el París SG?”,¿“cuál era la relación con sus compañeros?”,¿ “extrañaba a sus amigos, al club culé?”…sobrevinieron lesiones, supuestos enfrentamientos con la dirigencia del club parisino…parecía que la relación aceleraba un desgaste imprevisto.

Aquí cabe una reflexión que hace a la actualidad de las partes involucradas: tres actores principales: jugador, París SG, Barcelona FC. A la luz de los hechos: ¿beneficiados? ¿perjudicados? Si lo analizamos fríamente diríamos que no existen altamente beneficiados: si bien Neymar sigue siendo el excelso jugador, no llegó en el club de París, a la plenitud alcanzada en el Barca, a su vez, el Barcelona no logró plasmar con las estrellas que llegaran (Dembélé,Griesmann, Coutinho ) aquellas jornadas memorables de Lio, Ney y Luis…¿entonces? Todo indicaría pensar que la joya del fútbol de Brasil retornaría al club catalán. No es fácil la empresa: exige mesa de tres, donde se discuta como salir de este atolladero, que en definitiva? No termina de beneficiar a ninguno de ellos, en la medida que tal inversión acreditara.

Todo exige máxima discreción, razonabilidad…las utopías suelen transformarse en sueños…hechos realidad. Que así sea.

Néstor Nanni

Colaborador

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver otras noticias de nuestro blog
Share This