Seleccionar página

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

Fundación Eric Abidal

El 10 del Barça colabora con la
Fundación Eric Abidal

Llegaba la Champions al Camp Nou con un partido crucial. El Barça se jugaba sentenciar la clasificación para octavos frente al Dortmund, obligado a puntuar para seguir en la pelea. A priori, un partido muy complicado contra el equipo teutón. Los alemanes ya nos dieron un baile en su feudo, y sólo gracias a Ter Stegen pudimos rescatar un punto milagroso.

 

El equipo culé llegaba al trascendental encuentro tras haber sacado una importante victoria el pasado fin de semana contra el Leganés en Butarque. Si hoy se pinchaba se podría haber complicado en exceso la clasificación a los octavos de final. 

 

 

 

El partido comenzó entretenido, con mucha intensidad y una gran presión tras perdida por parte del equipo del Txingurri. Mucho movimiento rápido de balón, aunque con pocas ocasiones de peligro. Las ocasiones empezaron a llegar cuando comenzó a asociarse la dupla Messi-Suárez. Pasado el ecuador de la primera mitad, Suárez realizó un contragolpe vertiginoso y, tras una hermosa pared con Leo, hacía el primer gol. Lamentablemente, el charrúa estaba en fuera de juego y el gol fue anulado. Poco después, en el minuto 28, una triangulación entre los mismos protagonistas sellaba el primer gol del partido, una jugada calcada a la del gol anulado. Cinco minutos después, un error en la salida de balón por parte de Mats Hummels propició el segundo tanto. En esta ocasión se invirtieron los papeles y fue Leo quien tras la asistencia del uruguayo firmaba el 2-0. Poca más historia tuvo la primera mitad.

 

 

 

En la segunda mitad decayó el encuentro, en un partido más propio de pretemporada que de Champions. La intensidad brilló por su ausencia, fue un partido lento y aburrido sin apenas ocasiones de peligro, más allá de algunas contras fugaces por parte del conjunto azulgrana. En una de ellas llegó el tercer gol: en una combinación de los tres atacantes, el 10 asistió al Principito, que tras un lanzamiento duro pegado al palo hizo el 3-0. Corría el minuto 22 de la segunda parte y el partido parecía completamente sentenciado. En el minuto 32, tras una buena combinación del conjunto visitante, Sancho, que había entrado tras el descanso, de un fuerte disparo desde el borde del área recortaba distancias y ponía el definitivo 3-1.

 

 

 

El Barça consiguió sellar la clasificación para los octavos de final de la Champions como primeros de grupo, pero mucho habrá que mejorar si se quiere conseguir avanzar de ronda y batir a equipos de alto nivel con el objetivo de levantar la “orejona” al final de temporada.

 

 

 

Omar Corujo @Omar_Unetenet

Colaborador

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver otras noticias de nuestro blog
Share This